Dominio por derecho quiritario. Dominio sobre la propiedad protegido por el derecho de los primeros habitantes de Roma.

En el derecho antiguo el paterfamilias ejercía una señoría real y efectiva sobre las cosas que integran el patrimonio agrícola, que tiene un carácter familiar.

Requisitos

Para que el Derecho civil reconozca la cualidad de propietario, exige que reúna las siguientes condiciones:

  1. ciudadanía romana;
  2. cosa mueble o situada en suelo itálico;
  3. adquirida de un propietario;
  4. con las formalidades requeridas.

Protección procesal

Se protege con la acción reivindicatoria (reivindicatio) y se califica esta propiedad como absoluta. Sin embargo, la propiedad romana en sus diversas épocas no puede considerarse como absoluta, porque tiene importantes limitaciones: las que derivan de la estructura familiar originaria; las procedentes de las relaciones de vecindad y del interés público o del dirigismo económico que se impone en el Dominado.