1.2. Los principios del procedimiento

A diferencia de los principios del proceso, que estudian la formación del objeto procesal y su disponibilidad por las partes, el comportamiento, en general, de los sujetos procesales en la introducción, prueba y valoración de los hechos, los principios del procedimiento rigen la forma de la actuación procesal, determinan la índole de relación entre las partes y el órgano jurisdiccional, aquellas entre sí y todos los sujetos procesales con la sociedad e informan la sucesión temporal de los actos procesales.

Principios del proceso y del procedimiento también se diferencian atendiendo a la causa a la que responden. Los principios del proceso obedecen a una determinada concepción económico-política de la organización social, los principios del procedimiento son criterios técnicos o prácticos, tales como la efectividad, rapidez o seguridad, los que determinan su instauración por el legislador en el ordenamiento procesal.

En los principios del procedimiento distinguiremos los relativos a las formalidades que deban revestir los actos procesales, de los referentes a la relación del órgano jurisdiccional y partes con el objeto procesal.