Corresponde a un triángulo esférico, cuyo vértice es el Polo y los lados son los meridianos paralelos geográficos que toquen inicialmente extremos de la costa de territorios o dependencias de los Estados que reclaman territorios polares.