Juez. En Derecho Romano su actuación se limita a la fase apud iudicem, estando obligado a emitir Sentencia, si lo contrario fuese en perjuicio de una o ambas partes.