La competencia más importante que tiene asignada es –además de la elaboración de informes o estudios a solicitud del Gobierno o de sus miembros, o por propia iniciativa- la emisión de dictámenes sobre anteproyectos de leyes del Estado y proyectos de reales decretos legislativos que regulen materias socioeconómicas y laborales.