02.01. Modelos en la Economía: algunos ejemplos importantes

Un modelo es cualquier representación simplificada de la realidad que se utilice para entender mejor las situaciones de la vida real.

Los modelos son importantes porque su sencillez permite a los economistas centrarse en los efectos producidos por un solo cambio cada vez.

Es decir, permite estudiar cómo el cambio de una sola variable afecta al conjunto de la economía, cuando todo lo demás se mantiene constante.

Por tanto, el supuesto de que todo lo demás no varía es muy importante para diseñar un modelo económico.

Un buen modelo económico puede ser una gran ayuda para entender distintas cuestiones.

La mejor manera de ver esto consiste en considerar algunos modelos económicos, sencillos pero importantes, y analizar qué nos aportan.

El modelo de la frontera de posibilidades de producción sirve para entender las disyuntivas a que se enfrentan todas las economías.

El modelo de la ventaja comparativa explica las ganancias derivadas del comercio, tanto entre individuos como entre países.

El modelo del flujo circular de la renta nos ayudará a entender cómo se canalizan en la economía los flujos de dinero, de bienes y de servicios.